miércoles, 8 de julio de 2015

CANYON D´ERREKALTIA Y CANYON DE ARDANE/PHISTA.

BARRANQUISMO EN IPARRALDE (PAIS VASCO FRANCÉS).


Ayer se midió en el aeropuerto de Zaragoza una temperatura oficial de 44,5º, la temperatura más elevada que se ha tomado hasta ahora en la capital maña y todo ello en medio de una larga ola de calor en la que llevamos una semana y media superando los 38º y con noches tropicales por encima de los 22º; para una persona como yo que duerme en manga corta incluso en invierno, imaginaros lo bien que me lo estoy pasando estos días por la noche.
El finde pasado había que huir como fuera de este horno asi que el destino estaba claro: los Pirineos, y la actividad a realizar también: agüita fresca y barrancos. Solo que en lado español de los Pirineos también daban también temperaturas superiores a los 30º, asi que decidimos cruzar la frontera y marchar a hacer barrancos al País Vasco-Francés (Iparralde en la lengua autóctona), que aquí el termometro se iba a quedar en los veintitantos. 
Pero todo esto era tan sólo una excusa, la verdad es que, cuando el otoño pasado nos venimos a conocer este sitio (pinchad aquí para ver la entrada que publiqué en su momento) y descubrimos el enorme potencial de esta zona, estaba deseando volver de nuevo. 
La zona comprendida entre las localidades francesas de Larrau y de Sainte Engrace, a los pies de los macizos kársticos del Orhi y del Anie, alberga una gran densidad de barrancos y alguno de ellos figura entre los mejores descensos de todos los Pirineos. El año pasado, cuando vinimos aquí, ya se me calentó el morro con los barrancos más grandes de esta zona, pero este año la temporada de barrancos se ha retrasado para nosotros y estamos menos rodados, asi que decidimos ser sensatos y entrarle a barrancos más cortos y menos dificiles, de interés medio según las guías de barrancos de la zona. Asi también conoceríamos las peculiaridades de estos barrancos tan diferentes de los nuestros y nos haríamos una idea de lo que son para futuras actividades de mayor envergadura. Por ello, reservamos una actividad para el sábado en la zona de Sainte Engrace y otra actividad el domingo para la zona de Larrau. Esto es lo que salió el finde pasado:

*BARRANCO DE ERREKALTIA

También llamado de los Gendarmes o Othekeria (vaya nombrecicos que tienen eh). Ubicado en la zona de Sainte Engrace, para aproximar a él podemos hacer en vehículo si tenemos dos coches o a patita, como fue nuestro caso, si sólo disponemos de uno.



Para ello, dejaremos el coche en uno de los aparcamientos de las GORGES DE KAKOUETTA (seguimos con los nombrecicos impronunciables, asi que a partir de ahora y para nosotros, las Alcagüetas......ja,ja,ja). Buscaremos una pista que sale de la carretera que hay entre estos dos aparcamientos, cruzaremos un puente y a partir de aquí seguiremos las marcas de la GR, a ratos por senda, a ratos por la carretera hasta plantarnos en la cabecera del barranco en 1h y media aproximada, aunque nosotros nos liamos un poco al final, que la reseña no estaba clara,  por lo que se puede hacer en mucho menos tiempo, la clave es seguir todo el rato el GR hasta localizar el barranco, una vez localizado su acceso es evidente. No es tan evidente como parece, asi que estudiad bien la reseña en casa para no perderos. Eso sí, la aproximación es muy chula, todo muy verde y frondoso y a veintantos grados, vamos el paraiso comparado con lo que había en Zaragoza esos días.


 Aproximación preciosa.


Ojito con los tábanos en la aproximación y sobretodo en la cabecera del barranco cuando os pongáis el neopreno, a Marta la acribillaron en un momento y a mi también me atacaron y eso que no me pican nunca los tábanos.





El Errekaltia es el típico barranco de los Pirineos Atlánticos que discurre en medio de un bosque frondoso y rodeado de mucha vegetación, ésta es una característica que comparten todos los barrancos de esta zona de los Pirineos. 
Este descenso es relativamente técnico y exige soltura con las cuerdas ya que es una escalera ininterrumpida de cascadas, sobretodo en su tramo central, en la que encadenaremos casi de forma consecutiva unos 20 rápeles de hasta 27 metros de altura. Pillamos un caudal normal tirando a bajo pero pese a todo no nos decepcionó, todo lo contrario, menuda pasada de barranco.
El cañón es muy resbaladizo, rapelar por esas cascadas y permanecer de pie sin caerse es casi imposible, hay que descenderlas sentado o en tobogán ayudado por la cuerda. A destacar el rapel semivolado de 27 metros, que baja por medio del activo de la cascada asi como la reunión de la cabecera de esta cascada, colgada y con sitio para sólo 3 personas y que con caudales altos tiene que ser complicado llegar a ella.

 Las pasarelas de retorno de las Gorgas de Kakouetta.


El barranco desemboca, tras 3h y media de descenso, en las GORGAS DE KAKOUETTA (las Alcagüetas.....ja,ja,ja), un sitio mítico en la historia del barranquismo y de la espeleología en Europa, ya que fueron exploradas por primera vez en 1906 por Edouard Martel, uno de los padres de la espeleología moderna. Tras bajar un rato por el río, alcanzaremos las famosas pasarelas del cañón bajo la atenta mirada de cientos de turistas y excursionistas que han pagado el módico precio de 7€ por estar aquí. Nosotros nos quitaremos en este punto el neopreno y volveremos al coche por las pasarelas, gratis y con una sonrisa de oreja a oreja, mientras contemplamos el maravilloso paisaje kárstico que tiene este cañón.
La próxima vez que pasemos por aquí espero que sea con el ALTHAGNETA en el bolsillo.....je,je,je.


 La gran surgencia de las Gorgas de Kakouetta.




*CANYON DE ARDANE/PHISTA.

Al día siguiente nos desplazamos a Larrau, a tan sólo 20min en coche de Sainte Engrace. Amanece nublado, con una niebla de la ostia y a tan sólo 16º de temperatura. Meteofrance da algo de lluvia a primera hora de la mañana con tendencia a despejar al medio día pero, aunque no llueve, la boira está muy preta y el día invita poco a estar a remojo por la mañana. Pero esto es el País Vasco-Francés, si estas montañas están tan verdes y húmedas es por que aquí llueve y hay niebla muchos días al año, asi que si esperamos a que haya sol y altas temperaturas para hacer barrancos, no haremos nada casi nunca. Otra lección aprendida con la meteo en esta zona.

 Típico día de los Pirineos Atlánticos, niebla, humedad y 16º de temperatura



Para el domingo hemos elegido el Canyon Ardane/Phista cuya aproximación se hace en coche por una pista forestal que sale del camping de Larrau. Desde el aparcamiento podemos salir con el neopreno puesto y entrar de forma inmediata en el cañón por un puente que hay junto al parking, es por dónde entra todo el mundo, o bien patear 20min hasta una presa y hacer el tramo superior. Nosotros optamos por entrar por el puente, con la meteo tan revoltosa que hay esa mañana preferimos ir directamente al grano.
 Con esta niebla no apetece mucho hacer barrancos.



De nuevo otro barranco que discurre en medio de un bosque frondoso de hayas y rodeado de vegetación exhuberante, menuda preciosidad de sitio.Este es un barranco mucho más acuático que el del día anterior pero con el caudal normal que encontramos no tuvimos ningún problema, todo lo contrario, disfrutamos un montón en las 3h aproximadas que duró el descenso.
Y en este descenso pudimos percibir otra de las características de los barrancos de esta zona. El cañón resbala mucho, tres glissant tal y como avisaban las guías. En efecto, en los rápeles, al igual que ocurrió el día anterior, casi imposible permanecer de pie y había que hacerlos sentados o en tobogán. Las cabeceras de los mismos eran expuestas en algunos casos, la mayoria tenían pasamanos fijos y si no recuerdo mal, en otras dos tuvimos que montar un pasamanos recuperable. Pero lo realmente determinante es lo que resbalaba el cañón en los tramos de progresión horizontal, impresionante y para tener en cuenta como factor determinante en barrancos de esta zona de mayor envergadura, puede llegar a agobiar un poco y exige tener mucho cuidado y la atención al máximo para no hacerte daño. No me quiero ni imaginar lo que tiene que ser estos descensos en zapatillas o sin botas de barrancos.


El barranco nos gustó mucho y se nos hizo corto y eso que lo patinoso que era hacía que fuera algo fastidioso. A tener en cuenta el retorno, el arranque de la senda no es evidente al principio y sale justo debajo de la última cascada. El retorno se hace por una senda muy empinada equipada con cuerdas fijas.

 Ultima cascada del Barranco Phista.


¿Merece la pena venir hasta aquí para hacer barrancos?. Rotundamente sí. El túnel del Somport nos deja Sainte Engrace a tan sólo 3h de coche, ésta es una de las mejores zonas para hacer barrancos de los Pirineos, estos descensos que hicimos son considerados de interés medio y a nosotros se nos antojaron muy buenos, cómo tienen que ser los barrancos 5 estrellas de esta zona, alguno de ellos considerados entre los mejores de los Pirineos. Tampoco están masificados, el sábado sólo nos cruzamos con un grupo y el domingo con otro.Eso sí, a tener en cuenta las características que tienen, son técnicos y muy resbaladizos y hay que lidiar siempre con la meteo.

Os dejo un pequeño vídeo que he montado, he sido un poco cabroncete y no he puesto las cascadas más chulas de los dos descensos, el montaje ha sido express y la grabación de estas cascadas alargaba el vídeo y el montaje, tiempo del que no dispongo,  asi que si alguno tiene curiosidad, que se anime a conocer esta zona.




video

No hay comentarios: