martes, 31 de diciembre de 2013

PICON DEL MEDIODIA-PEÑA LENASES-MATAPAÑOS (RUTA CIRCULAR POR LOS CAMPOS DE CIANO).

RUTA CIRCULAR POR LO MÁS SALVAJE Y RECONDITO DE LA SIERRA DE GUARA.


El Picón del Mediodía, el "Cervino de la Sierra de Guara".


Esta ruta es una de las más bonitas que he realizado hasta ahora en la Sierra de Guara. Pasa por rincones muy salvajes en una de las zonas más abruptas y complejas de toda la sierra. Y esto implica que es una zona muy, pero que muy solitaria. Pero también decir que es una ruta muy compleja, posiblemente también la más compleja que haya realizado hasta ahora en la sierra.
Tanto el Picón del Mediodía como el Matapaños ya los había subido por separado hace 2 años pero esta vez me apetecía encadenar ambas cumbres y realizar una ruta circular por parajes que todavía no conocía......y ya de paso entrenar e intentar correr un rato.

La Cresta de la Cobeta.


No voy a describir pormenorizadamente la ruta de ascenso al Picón del Mediodía ya que podéis consultar la descripción que hice hace 2 años. En aquel momento, acababan de limpiar la senda de ascenso y todavía era una ruta relativamente poco conocida. 2 años después he podido comprobar que sigue limpia e incluso señalizada completamente con carteles, supongo que esto habrá ayudado a que la gente se anime más a visitar esta cumbre todavía poco conocida de la Sierra de Guara.
Para alcanzar su cima, deberemos salir del aparcamiento que sube a la Peña de Amán (Salto de Roldán), cercano pero no coincidente con el de San Martín de la Val d´Onsera. Desde aquí, cruzar el cauce normalmente seco del Barranco de San Martín de la Val d´Onsera y seguir los carteles indicativos con unas vistas espectáculares del Salto de Roldán.

 Espectáculares vistas del Salto de Roldán.


Tras remontar las primeras laderas y superar el Barranco de la Cobeta veremos por primera vez la silueta rocosa e inexpugnable del Picón del Mediodía, también conocido como el "Cervino de la Sierra de Guara". Cuando lo ves desde aquí te preguntas cómo vas a poder subir a esta cumbre sin sacar las cuerdas y escalar.



Escalar no hay que escalar pero para subir a su cumbre por la ruta normal si que tendremos que trepar un rato y  superar una barrera rocosa bien equipada con clavijas. Recordaba este paso muy sencillo pero esta vez estaba mojado de las lluvias de hace 2 días y me obligó a ir con atención por que la roca resbalaba bastante. Esto me deja preocupado por lo que tendré que superar a continuación. Os dejo un par de fotos de las clavijas de la ruta normal, como véis es un monte "entretenido":



Sin más dificultades alcanzo la cumbre este del Picón del Mediodía. Me ha costado 1h5min incluidas fotografías, he ido a un ritmo más bien tranquilo, sé que la excursión de hoy es dura y que el día será largo Una cumbre muy bonita con vistas excepcionales del Salto de Roldán y de toda la cuenca del Valle del Flumen y los Acantilados de Cienfuens.

Cumbre del Picón del Mediodía (1.418m).

El Salto de Roldán y el valle del Flumén vistos desde la cumbre.


No paro mucho rato ya que hace frio asi que enseguida me voy a coronar la cumbre oriental de esta montaña bicéfala. A lo lejos ya puedo dislumbrar la cumbre del Matapaños y la larga arista que tendré que seguir.


La cumbre oriental del Picón del Mediodía.


El Matapaños y la larga arista que tendremos que recorrer a continuación.


A partir de aquí empieza el tomate. El descenso de la cumbre oriental es cuanto menos "entretenido". Conforme voy bajando la cosa va ganando ambiente y como me temía está todo mojado y la roca con una pátina de barro muy resbaladizo. Me entran dudas acerca de si seré capaz de descender esta barrera rocosa. Es un terreno expuesto que sin ser dificil no se puede cometer ningun error asi que decido ir de paso en paso e ir valorando continuamente las opciones de poder continuar. Os dejo una foto de la línea de descenso de la cumbre oriental del Picón del Mediodía, parece increible que se pueda bajar por ahí:


Vistas del descenso expuesto que tendremos que realizar para descender la cumbre oriental del Picón del Mediodía. Fijaros la chorreras de humedad que tiene la pared.


Por fin llego a la zona de las clavijas pero para llegar a la primera tengo que destrepar una canal que está llena de barro y que resbala muchísimo. Más mal que bien y medio ayudándome con las ramas de los arbustos que hay en la canal consigo llegar a la clavija. En la clavija compruebo que tengo que hacer un destrepe expuesto con los pies en adherencia y con el tacto de la roca muy húmedo y resbaladizo. Empieza a entrarme la risa. Con la roca seca y unas botas de montaña de suela rígida este paso sería un paseo pero con las zapas de trail, las suelas llenas de barro y la roca tan mojada y resbaladiza, voy a tener que pretar el culo.
Ahora ya estoy embarcado y no me va a quedar más remedio que continuar bajando por que no tengo la más mínima intención de subir la canal herbosa, asi que saco todos los recursos, que para eso los tengo, y cambio el chip de corredor y montañero por el de escalador (que aunque hace tiempo que no escalo aún me acuerdo) y me curro un destrepe interesante en roca mojada con bastante ambiente. Joder, estoy pretando el culo en unas p..... clavijas de la Sierra de Guara, quién me lo iba a decir a mi..........A continuación un par de fotografías con las susodichas clavijas:

Las clavijas vistas desde abajo. Esa cuerda mejor no colgarse de ella.



La siguiente clavija está más distanciada y me obliga a tocar más la roca pero por suerte aquí está más seca y menos resbaladiza, asi que con mucho cuidado destrepo con mucha más seguridad que en el paso anterior. Sin las clavijas no hubiera podido descender este resalte rocoso en las condiciones en que estaba  A partir de aquí, tendremos que atravesar una repisa sencilla pero muy expuesta. La roca sigue húmeda y resbala asi que voy muy concentrado para no cometer ningun error.

La cornisa aérea y expuesta que sigue a las clavijas.


Por fin toco suelo horizontal tan un descenso "emocionante". Ahora toca remontar al siguiente collado por terreno selvático y sin sendas ni mojones. Desde la pared he visto una pedrera que parece factible pero los mojones de descenso del Picón me han dejado muy abajo y con toda la vegetación que tengo en frente no puedo ver la pedrera. Al más puro estilo de tarzán (que es un nivel por encima del estilo jabalí.....ja,ja,ja), atravieso la selva de vegetación y alcanzo la parte superior de la pedrera hasta una cota que me permitirá ver el recorrido que me queda por la larga arista que comunica el Picón con el Matapaños. Eso sí, las vistas desde aquí de la mole rocosa del Picón son magníficas, menuda atalaya que tiene aquí la Sierra de Guara!!!!!.

La Sierra de Guara salvaje y desconocida: vistas espectáculares de la cumbre oriental del Picón.


A partir de ahora, entramos en "terreno erizón" y remontamos una ladera hasta la divisoria de aguas de la cuenca del Barranco de San Martín de la Val d´Onsera.

La ruta de ascenso al Matapaños, una ruta muy poco frecuentada, sin sendas ni mojones.


Este tramo, a pesar de no tener sendas, ni mojones y de tener que atravesar campos de erizones, se deja hacer bastante bien. Eso sí, hace mucho rato que he dejado de correr......


Vistas inusuales de la cumbre bicéfala del Picón del Mediodía (al fondo del Salto de Roldán).


En poco tiempo alcanzo la cumbre de la Peña Lenases, una cima insignificante pero que está señalizada con un palo. En definitiva, una de las pocas cumbres de la Sierra de Guara que me quedaban por pisar.

Cima de la Peña Lenases (1.431m).


Desde aquí puedo observar perfectame el tramo que me queda para alcanzar la cumbre del Matapaños por una arista horizontal que domina los abismos de San Martín de la Val d´Onsera.

Territorio erizón en el último tramo hacia el Matapaños.


Y si echamos un vistazo hacia atrás podremos contemplar espectácular silueta rocosa de la cumbre oriental del Picón del Mediodía asi como el pequeño bosque de hayas que sobrevive agazapado aprovechando la humedad de la cara norte de esta montaña. Una reliquia botánica en un terreno dominado por el erizón y una vista inusual y poco conocida de este rincón de la Sierra de Guara.

La atalaya rocosa de la cumbre oriental del Picón y la reliquia botánica del bosque de hayas orientado en la umbría de su ladera norte.


Lo que nos queda a continuación es cuanto menos desesperante. No solo que no hay ni sendas ni mojones sino que el terreno está plagado de enormes campos de erizones que tendremos que atrevesar y que en algunos tramos nos llegarán hasta las ingles. La verdad es que este tramo es bastante penoso. Ni que decir tiene que los pantalones largos son más que obligados y aun asi saldremos con las piernas marcadas. Sierra de Guara en estado puro, más salvaje no puede ser esto.

¿Esto es una broma?. Al día siguiente, escozor de piernas garantizado.........


Por fin alcanzo la cumbre del Pico Matapaños. El encadenamiento de esta cumbre con el Picón del Mediodía me ha costado lo suyo pero a pesar de todo lo he disfrutado mucho.

Cumbre del Pico Matapaños (1.532m).


Ahora toca bajar, pero por dónde?. Tenemos 2 opciones. La primera y más corta pero también más compleja, pasa por descender a la Ermita de San Martín de la Bal d´Onsera desde las inmediaciones de la cumbre por una ladera rocosa muy inclinada y comida por la vegetación. Es la opción que utilizaron los amigos Cristian y Luis, os dejo las reseñas que publicaron de esta actividad:


http://pirineodeluis.blogspot.com.es/2012/02/picon-del-mediodia-1404-m-matapanos.html 

Vistas del circo rocoso de San Martín de la Val d´Onsera.


La otra opción, mucho más larga, es la que voy a utilizar yo y que pasa por hacer una ruta circular descendiendo por la ruta normal del Matapaños hasta Cuello Buil que pasa por los Pozos de Nieve. Una vez en Cuello Buil, descenderemos unos 4km por la pista forestal hasta llegar a un cruce de pistas desde dónde sale un camino que desciende a los Campos de Ciano (otros 2 kilómetros más) y desde aquí se transforma en senda para descender al fondo del barranco de San Martín de la Val d´Onsera.


Entramos en la vertiente de Vadiello (al fondo y abajo Cuello Buil y la pista forestal de descenso).


Ya he jabalineado suficiente por hoy asi que elijo esta opción ya estudiada previamente en casa. De esta forma haré una ruta circular, me conoceré nuevos rincones y sendas de la Sierra de Guara y sobretodo, me permitirá correr durante todo el descenso, ya que esta ruta también me la he planteado como un entrenamiento.


Ruta circular por los Campos de Ciano (al fondo y la izquierda la pista forestal que vamos a recorrer).


El primer tramo del descenso es algo accidentado bastante empinado pero aun asi se puede hacer enteramente corriendo. Una vez en Cuello Buil, pista forestal, larga pero descendente, asi que a darle a la zapatilla y a bajar a saco mientras disfruto de las vistas excepcionales que tengo de la zona de Vadiello y de los Mallos de los Pepes. Tampoco lo voy a negar, otro motivo de venir por esta ruta también ha sido investigar futuras excursiones que quiero realizar por esta zona.


Ya estoy en Cuello Buil.


En el cruce de pistas tomo el camino perfectamente señalizado que me lleva a San Martín de la Val d´Onsera pasando por los Campos de Ciano.


Merece la pena hacer unos pequeños apuntes sobre los Campos de Ciano. Estamos frente a un fenómeno exokárstico poco conocido de la Sierra de Guara y que forma un gran pojé directamente relacionado con los manantiales de la población de San Julián de Banzo. En fondo de esta gran depresión kárstica es utilizado como campos de cultivo que aprovechan la gran cantidad de humedad que se acumula en el fondo de este poljé. Es sitio que merece la pena detenerse, un pojé de estas dimensiones no se ve con mucha frecuencia.

El Poljé de los Campos de Ciano.


Una vez pasados los Campos de Ciano, el camino se transforma en senda justo en el momento en el que aparece frente a nosotros toda la cuenca del Barranco de San Martín de la Bal d´Onsera. Unas vistas preciosas y una perspectiva nueva que no conocía, que me sirven como recompensa al esfuerzo realizado por hacer esta circular. La bajada hasta el fondo del barranco es una pasada y la disfruto mogollón corriendo, va por un bosque muy frondoso y plagado de humedad.

Una nueva perspectiva del Barranco de San Martín de la Val d´Onsera.


La senda me ha dejado en el fondo del barranco e intercepta la ruta normal que sube a San Martín de la Bal d´Onsera pero me ha dejado mucho más abajo de lo que yo pensaba. Aun me queda un buen trecho para subir hasta la ermita y valoro la posiblidad de ir o no. El camino está mojado y resbaladizo por las lluvias de hace dos días asi que me sirve de excusa perfecta para dicidir no subir hasta la ermita aunque la realidad es que ya voy inflado y tengo ganas de llegar el coche; además, en esa ermita, cuya visita os recomiendo si no la conocéis, ya he estado unas cuántas veces.

La "Puerta del Cierzo" en el Barranco de San Martín de la Val d´Onsera.


El camino de retorno va a ratos por senda a ratos por el fondo barranco. Es un sitio muy singular y una excursión muy recomendable. Para volver al coche tenemos 2 opciones:
-1. Subir hasta el aparcamiento de la excursión de San Martín de la Val d´Onsera y desde aquí por pista de tierra ir hasta la carretera principal y después hasta el aparcamiento dónde hemos dejado el coche. En total unos 3km aproximados de pateo.
-2. La opción por la opté fue continuar por el fondo del barranco de San Martín de la Val d´Onsera hasta llegar a la senda que baja del aparcamiento dónde hemos dejado el coche y por la que hemos cruzado el barranco por la mañana. Tenía dudas de si era posible bajar por el barranco, mi experiencia como barranquista me dice que es un cauce activo y que estará despejado de vegetación pero no sé si me encontraré resaltes infranqueables sin cuerdas o zonas estrechas con badinas de agua residual. Resaltes había pero no daban ningún problemas y las badinas de agua residual en las zonas estrechas las pude evitar sin mojarme  pero deberéis tener en cuenta esto si el barranco lleva agua a la altura del primer aparcamiento.
Y con esta excursión tan bonita por la Sierra de Guara y este entrenamiento tan cañero de unas 4h, si es que a esto se le puede llamar correr,  acaba un 2013 pleno de actividad en el que además este blog ha superado en el mes de diciembre las 100.000 visitas. Muchas gracias a todos los que habéis visitado este blog y aguantado todos estos rollos.
Os deseo a todos que tengáis un buen 2014 pleno de proyectos y actividades y sobretodo que la salud y la motivación nos acompañe para por estar un año más al pie de cañón.

1 comentario:

Eduardo dijo...

Hola Rubén, sin duda es una ruta muy compleja, y muy disfrutona. Yo el día que subimos al Fragineto, la tuve en mente, pero la deje para otro día. Yo la sierra no la conozco también como tu, pero otra ruta compleja y que tengo pendiente, es la subida al Borón, por la cresta de los Pepes, y bajar por el barranco del Diablo, Saludos