lunes, 1 de septiembre de 2014

CLUE DE LA MAGLIA.


EL DESCENSO MÁS CLASICO DE LOS ALPES MARITIMOS





La Maglia, el principal objetivo de este viaje. Es el descenso más conocido de los Alpes Marítimos y uno de los cañones más bonitos de toda Europa, al menos asi lo venden al exterior los franceses. En todo caso es un barranco muy famoso, quién no ha oido hablar alguna vez de la Maglia?.






Si tuviera que definirlo y utilizando referentes más cercanos, diria que es una combinación de las Gorgas du LLech, en el plano deportivo, por sus toboganes y saltos,  y del Mascún Superior en lo que a estética se refiere. En mi opinión, individualmente no supera lo mejor de estos dos barrancos, pero si que combina en uno solo lo que les falta individualmente a cada uno de estos cañones, lo que da como resultado un descenso espectácular, de esos que se te quedan grabados en la retina durante mucho tiempo. 






A todo esto hay que sumar la cantidad de agua que tiene este descenso, incluso en pleno estiaje. Nosotros nos metimos en la Maglia después de un fuerte tormentón caido el día anterior, lo que nos garantizó emociones intensas antes de entrar. ¿Por qué nos metimos ese día con estas condiciones?. Por que ese día la meteo era muy buena y los días siguientes no nos daba garantías y por que, aunque no es necesario hacer combinación de coches, en el parking de abajo, mientras valorabamos condiciones de caudal, apareció una pareja de militares franceses que también iban con un sólo coche y que se ofrecieron a hacer equipo y asi evitar el pateo de la aproximación (1h larga de pateo).





En la entrada del cañón el guía de una empresa que entraba con un grupo ese día, nos advirtió que la Maglia iba con un caudal alto, apto solamente para personas experimentadas. En el tramo inicial, ancho y de andar, ya vimos que el agua empujaba mucho, un preludio de los obstáculos que nos íbamos a encontrar en el momento que se estrechase el cañón. 
Tuvimos que lidiar con rebufos, lavadoras y fuertes contras, todas las recepciones de las cascadas estaban muy agitadas y en las zonas más estrechas tocó hacer algun que otro rapel exigente por el activo de la cascada. La mayoria de los movimientos los evitamos con saltos y toboganes, algunos de ellos de gran amplitud, de hecho, de los 20 rapeles aproximados que tiene el barranco, creo recordar que sólo hicimos 4 o 5.




Por las condiciones del caudal que encontramos y por la calidad estética y deportiva de este barranco, sólo puedo decir que fue un día memorable, de esos que recordaremos durante mucho tiempo, sin duda alguna es el mejor barranco que hemos descendido hasta ahora. 

Un pequeño vídeo que he montado para que veáis las condiciones de ese día y la estética de este barranco:

video

No hay comentarios: